Gama a gama

Arroyuelos de Los Maristas, 27/12/2010. IM&MA. 3 minutos y 56 segundos por embeleso, esto es lo máximo que ofrecían los apletes de estiramiento del tiempo (DTA) hasta este momento. Una frontera que venía dada por la propia tecnología utizada y que Tempus acaba de borrar para siempre. Así presentó ayer su tecnológical cheirman Robert Chevalier su nueva generación de DTA, la gama Plyn, que permite un estiramiento de 53 minutos -¡casi una hora!- por embeleso.

No es ésta, además, la única novedad de los 17 modelos en que se presenta la gama Plyn: a partir de ahora se acabó que por estirar un embeleso nos tuviésemos que perder los trozos de minutos tapados de la antigua realidad. FLUXi, la nueva función que incorpara de serie toda la gama Plyn, implementa una ventana al tiempo lineal que permite a los nostálgicos no perder contacto con lo que podría haber sido allá fuera mientras nos deleitamos con el estiramiento del embeleso.

Sin embargo, lo que parece que va a tardar es la consecución de unos embelesos estirables más largos, y en esto los nuevos modelos de la transmental americana no han avanzado ni una décima: 61 segundos sigue siendo el embeleso máximo estirable de una vez. Pese a que ya existen resultados investigativos que han conseguido embelesar 1671 segundos en pruebas de laboratorio, los umbrales de seguridad siguen impidiendo comercializar más de esos 61".

Claro que la losa que más pesa para el definitivo estallido de los "lifting de tiempo" que vaticinara el malogrado Albert Einstein es el debate ético sobre si deben seguir prohíbidas las investigaciones para cualquier fin con trozos reales de tiempo humano. Y por no hablar del berenjenal legal -y del creciente mercado ilegal a que ha dado lugar- en que se encuentra el proceso abierto por Tempus contra la OMS ante un tribunal de Nueva York para que la limitación mundial sanitaria que impide embelesarse más de tres veces a una misma persona con el mismo trozo del tiempo -"a través del laberinto grande grande y hermoso del tiempo" -recalcó Chevalier- sea derogada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada